Qué son los isquiotibiales y cómo se tratan en caso de lesión

Los músculos isquiotibiales son los encargados de la extensión de la cadera y la flexión de la pierna cuando el cuerpo se encuentra en bipedestación. Su lesión puede causar mucho dolor, y debe ser tratado con fisioterapia, especialmente si se recibe el tratamiento en: FisioAriza, porque recibirás el mejor tratamiento de la mano de los mejores profesionales.

Existen tres grupos de músculos isquiotibiales, dentro de los cuales están los verdaderos, internos y el lateral. El diagnóstico médico suele comenzar con determinar la zona que se encuentra con dolor para saber la extensión y la naturaleza del daño.

Métodos de diagnóstico

Debes tener en cuenta que este tipo de lesiones suelen diagnosticarse mediante radiografías, aunque en algunos casos es necesario recurrir a las ecografías o resonancias magnéticas. Esto con la finalidad de visualizar completamente los posibles desgarros en los músculos y en los tendones.

El tratamiento de la lesión suele depender de la gravedad de la lesión, y en el peor de los casos suele incluir cirugía. Aunque estos casos son menos comunes, aunque en el caso más grave puede darse este procedimiento.

Tipo de tratamientos

En un principio se establecen dos tipos de tratamientos para que se tenga una recuperación adecuada de las lesiones. A continuación, conoceremos ambos tipos de tratamientos:

Tratamiento paliativo

Este suele estar orientado a reducir el dolor que causa la lesión, este tratamiento normalmente será recomendado por tu médico y suele incluir:

  • Suspender la actividad física hasta tener una recuperación completa
  • Utilizar muletas o bastón para apoyarse
  • Aplicar compresas frías varias veces al día
  • Realizar vendajes de compresión para minimizar la tumefacción
  • Mantener la pierna elevada para mejorar la circulación sanguínea
  • Tomar medicamentos para el tratamiento del dolor

Este es el tratamiento básico con el cual se tendrá una buena recuperación. Sin embargo, para acelerar el proceso de recuperación, este se debe apoyar con la fisioterapia que es el siguiente punto.

Fisioterapia

La fisioterapia se recomienda en todos los casos que se lesionen los músculos isquiotibiales, especialmente para lograr una recuperación más rápida. Debe comenzarse con sesiones de fisioterapia una vez que el dolor e inflamación iniciales hayan disminuido.

En la terapia se recomienda hacer ejercicios para mejorar la flexibilidad y fortalecer los músculos isquiotibiales. De esta forma se suele evitar una lesión en el futuro, y podrás disfrutar siempre de una mejor salud y una recuperación mucho más rápida.

¿Cuándo se debe recurrir a una cirugía?

Es importante tener en cuenta que, los casos en los cuales es necesaria una cirugía es cuando el músculo se ha soltado de la zona donde se une a la pelvis o a la tibia. Esto debido a que un cirujano ortopédico debe fijar nuevamente el músculo en su posición.

En algunos casos en los que se presenten desgarros musculares graves, también podrán repararse mediante una cirugía. En estos casos, para tener una mejor recuperación, también se recomienda apoyar el tratamiento en la fisioterapia para lograr una recuperación más rápida del paciente y que se pueda volver a la vida cotidiana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.